15 de septiembre de 2012

Nostalgia

Tras mi anunciado regreso, vengo a confirmar que esta vez no iba de farol. Por fin estoy aquí. Metido de lleno en este blog que tanto he echado de menos, con la intención de hablarle al mundo. Esa es la principal diferencia con las anteriores intentonas, la ilusión. Vuelvo con pocas novedades que contar, pero con muchas ganas de escibrir, aunque sea sobre la más absoluta nada o sobre mi vecino suicida, todo se andará.

Han sido varios meses de retiro estival en los que me he olvidado por completo de que tenía un blog. ¿Qué era eso de Yopopolin?, me pregunté hace unas semanas... ¡Coño! Mi otro yo olvidado y arrinconado en un lugar de la red al que no le he dado vida desde ni se sabe. Desde entonces una palabra ha definido mi estado de ánimo. Nostalgia. Sí, Yopo estaba nostágico, el muy... y a mi no me dejaba hacer nada, pensando a cada rato lo bien que me vendría escribir de nuevo mis propias ideas, hablar sobre las trivialidades de la vida, o aventurarme de nuevo a crear en el sentido más literario de la palabra.

Nostalgia. Dícese de la tristeza melancólica originada por el recuerdo de una dicha perdida. Y mi dicha era el blog. Me costó reconocerlo, lo echaba de menos, lo había perdido. El diccionaio también dice que la nostalgia es la pena de verse ausente de la patria o de los deudos o amigos. Por supuesto no puede estar más acertada Doña RAE. Mi patria es la blogosfera y, aunque vengan pajaritos a sugerirme que hay principados mejores, siempre lo será. 

Y sí, también echaba de menos a los amigos. A esos sufridores lectores que me seguían en las duras y en las maduras, una frase que jamás habréis oído... Me preguntaba que sería de mi Luna turca, si Ayla seguiría tan dulce como siempre, o si Danygirl se habría cambiado el nombre de nuevo. Extrañaba las canciones de Aprilis, la X de X, las recomendaciones cinéfilas de Anna K y las conversaciones con Ardid o Pio. Deseaba saber qué sería de Claire, Rebeca y Alas, o si Marisela y Yandros ya habían dado la vuelta al mundo. Me acordaba de Nebulina y Anna cuando hablaba con mis amigos MIR, y de El extraño desconocido cada vez que veía un elefante. Quería partirme de risa con las cosas de Sandra y reflexionar con los escritos de Caótica y Ailën. Otra vez.

Estaba claro, tenía que volver.

9 comentarios:

X dijo...

Welcome back, again. Tú nos faltabas, también. Aún no estamos todos, pero no nos rendiremos, ¿verdad?

Ayla dijo...

Hemos formado una pequeña gran familia sin buscarlo, no? Y todos formamos parte de alguna forma de todos los demás.
Me alegro muchísimo de que hayas vuelto, mi Yopo.

:)

Alury dijo...

Creo que después de aburrirnos de los pajaritos (a lamayoría nos pasó lo mismo), volvemos a los orígenes y a donde, de verdad, nos sentimos útiles y orgullosos.

PD: reafirmo lo de echar en falta la X de X :D

Anna K. dijo...

Quédate, anda!
Por si te faltaban motivos, ahora empieza la nueva temporada de series y festivales de cine! jiji

Y para las pequeñeces del día a día y tus crónicas de viaje, también ;)

Con el mío, la verdad es que estoy muy contenta al ver lo mucho que está creciendo mi unión con él, cómo lo estoy convirtiendo en mi lugar y en una vía de escape de todo aquello que me gusta, me hace pensar, me indigna..

Un abrazo de bienvenida!

ardid dijo...

Has vuelto !! Y yo que me fui pensando que esto estaba casi acabado ;) Me alegro de haberme equivocado. Aún no estoy preparada para volver del todo pero quién sabe, el que vayáis volviendo algunos de mis favoritos bloggers hace que me lo replantee seriamente. Por aquí estaré, no muy lejos! :)

Yopopolin dijo...

X, esta vez no!!! Confiemos en nuestra fuerza de voluntad! :P

Ayla, y yo me alegro de que tu también sigas por aquí! :)

Alury, a tí no te nombré, pero sigues siendo mi canaria favorita! ;)

Anna K, me quedo! además que ahora tu también escribes, así que perfect!! En Filmaffinty tienes un mensajito...

Ardid! qué ganas de saludarte! vuelve ponto!

Claire dijo...

En ocasiones como esta la nostalgia bienvenida sea, que por ella estás aquí.. Escribe, escribe, escribe, que esto de los blogs es un privilegio!
Besos.

Pio dijo...

Siempre queda este pequeño rincón para dar forma a las cosas :P



Notamental: has caido en las redes del pajarito azul??? jejejje

Luna Méndez dijo...

:))))))))))
Luna turca andaba tan perdida como tú!
a ver si el curso nuevo me motiva, que yo también añoro la familia bloger que tenemos montada!

:)

Welcome back yopopolinillo!